Pruebas para examinar la fertilidad

Cuando ha transcurrido más de un año en el que la pareja ha tenido sexo frecuente sin el uso de anticonceptivos y aún así no ha logrado concebir un bebé, se recomienda buscar ayuda médica para poder determinar la causa de las dificultades para concebir a través de pruebas de fertilidad.

 

Las pruebas de fertilidad varían de acuerdo a quien van dirigidas es decir si son para hombres o para mujeres, y es importante decir que no todas las pruebas deben ser realizadas en todos los pacientes, el médico decidirá cuáles son las más indicadas para cada persona. Las pruebas de fertilidad para hombres incluyen:

 

Examen físico: Se examinan los genitales y se hacen preguntas acerca de la historia médica del paciente para conocer enfermedades previas o actuales, si ha tenido algún tipo de intervención quirúrgica o tratamientos médicos, así mismo como posibles discapacidades y los hábitos sexuales de la pareja.

 

Análisis de semen: Este es posiblemente la prueba más importante que se realiza,  se recomienda hacer mínimo dos muestras para garantizar la veracidad en los resultados. El examen busca determinar la cantidad, el color y la presencia de sangre o infecciones en el semen. La prueba logra hacer un conteo de espermatozoides y determinar cualquier posible anomalía en la forma y/o la movilidad de los mismos.

 

Test hormonal: Esta prueba busca determinar los niveles de testosterona u otras hormonas masculinas presentes en el organismo.

 

Pruebas de ultrasonido: Se realiza en el escroto y en el recto, y busca determinar la presencia de problemas de eyaculación retrógrada u algún tipo de obstrucción en el conducto eyaculatorio.

 

Por otra parte las pruebas de fertilidad para mujeres incluyen:

Examen físico: En esta entrevista inicial, el médico hará preguntas sobre el historial médico de la paciente, su ciclo menstrual, los hábitos sexuales de la pareja, y hará un examen físico que incluye un examen ginecológico.

 

Test de ovulación: Esta prueba busca medir los niveles hormonales que le permitirán al médico saber si la paciente se encuentra ovulando o no.

 

Tests hormonales: Estas pruebas buscan determinar los niveles de hormonas ovulatorias, tiroideas y pituitarias en la paciente.

 

Ecografías pélvicas: Se realizan para la detección de enfermedades uterinas o de las trompas de Falopio.

 

Histerosalpingografía: Este examen permite hacer una valoración tanto del tamaño como del estado del útero y de las trompas de Falopio, para este fin el médico debe inyectar un líquido de contraste en el útero para poder tomar una radiografía que develará si hay algún tipo de obstrucción en estos órganos.

 

Laparoscopia: Este procedimiento requiere de anestesia general y consiste en hacer incisiones pequeñas para poder insertar un laparoscopio que permitirá ver el estado de las trompas de Falopio, los ovarios y el útero.

 

Pruebas genéticas: Estas pruebas permiten descartar posibles defectos genéticos que pueden estar asociados a problemas de fertilidad.

Clínicas10



Análisis Clínicos Capilares Cirugía Estética Dentistas Depilación Láser Estética Fisioterapia Ginecólogos Hospitales Privados Nutrición Oftalmológicas Podológicas Privadas Psicología Psiquiátricas Reproducción Asistida

Pruebas de fertilidad

Tratamientos más frecuentes